viernes, 16 de noviembre de 2012

Diablo de Descartes



Material necesario:
·         Botella de plástico con tapón
·         Capuchón de bolígrafo (tiene que estar cerrado por el extremo)
·         Plastilina

Elaboración:
1.       Pega plastilina en el extremo de la pinza de un capuchón de bolígrafo.
2.       Sumérgelo en agua sin inclinarlo para que quede aire en su interior.
3.       Quita o añade plastilina hasta que flote justo por debajo de la superficie, sin que asome.
4.       Introdúcelo en una botella completamente llena de agua y tapada.
5.       Cuando aprietes la botella, la presión se transmitirá al interior del tapón, comprimirá el aire que hay en él y eso hará que desplace menos agua y, por tanto, que pese más. Como consecuencia de todo ello, se hundirá.

Explicación
Los principios de Pascal y de Arquímedes nos permiten explicar el experimento:
Principio de Pascal: un aumento de presión en un punto cualquiera de un fluido encerrado se transmite a todos los puntos del mismo.
Principio de Arquímedes: todo cuerpo sumergido en un fluido experimenta un empuje vertical ascendente que es igual al peso del fluido desalojado.
Antes de presionar la botella, el minisubmarino flota debido a que su peso queda contrarrestado por la fuerza de empuje ejercida por el agua. Al apretar la botella la presión se transmite a la parte inferior de la cañita y entra agua en el interior, por lo que se produce un aumento del peso y el minisubmarino se hunde. Al dejar de apretar la botella disminuye la presión, el agua sale de la cañita que pierde peso y asciende a la superficie.
Para variar su peso y modificar la flotabilidad, los submarinos están equipados con tanques de lastre que pueden llenarse con agua tomada del exterior o aire a presión. Para sumergirse los submarinos abren los tanques de lastre que se llenan completamente de agua. Para emerger se llenan los tanques con aire a presión que desplaza el agua.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada